adiestramiento canino selva banner inicio fotos preguntas contacto inicio

Si mi perro hablara ...

Quienes tienen o tuvieron perros dijeron esta frase alguna vez, ''si mi perro hablara'', o ''a mi perro solo le falta hablar''. Cuanto de cierto hay en estas frases no?. En mi caso en particular, siempre que miro a mis perros trato de imaginar lo que están pensando o qué querrán expresar en distintas circunstancias. Es muy común entre nosotros, los perreros, sentirnos identificados con los gestos que nos hace el perro cuando le decimos algo. Para nosotros ellos siempre ponen cara de ''te entiendo perfectamente'' y también siempre ponen cara de ''no entiendo nada''. Y es que en realidad siempre vemos lo que queremos ver.

Obviamente que cada tanto acertamos y cuando el Pichicho te pone cara de ''no entiendo nada'' puede ser que realmente no entendió absolutamente nada de lo que le acabas de decir. Y es que nosotros los humanos estamos tan familiarizados con el perro, tan acostumbrados a vivir con ellos, tantos miles de años de convivencia, que asumimos que nos entiende con total perfección siempre que le hablamos.

Muchas veces el perro entiende todo lo que le estamos diciendo, eso no lo discute nadie no?, pero esto no pasa siempre. Y es que nuestra forma de comunicar, nuestra manera de enviar un mensaje a quien tengamos en frente es muy diferente a la forma de comunicar que tienen los perros. Felizmente la naturaleza es sabia y existen ciertos puntos en común en la forma de comunicarse que tienen los humanos y la que tienen los perros. Pero parece ser que los únicos que se dieron cuenta de estos puntos en común son los perros, y algún que otro adiestrador y/o etólogo.

La mayoría de mamíferos usan un tono de voz grave cuando quieren imponerse, ya sea frente a su grupo, frente a otros individuos de la misma especie o frente a potenciales enemigos. Mostrar los dientes casi siempre significa lo mismo en los mamíferos, te muestran sus armas, es un indicador de que ya no están cómodos o con tu presencia o con lo que estas haciendo. El verse mas alto o pararse en dos patas, o levantar la cola y el cuello también es algo muy común y casi siempre tiene que ver con una situación de dominio o demostración de poder.

Nosotros los humanos, gracias a la evolución, tenemos el habla como medio de comunicación principal, sin embargo, como mamiferos que somos, tambien tenemos el lenguaje corporal, al cual hemos olvidado con el pasar de los siglos pero que está ahí, siempre presente aunque no nos damos cuenta.

El problema que tenemos frente a los perros es que lo que decimos no concuerda con como nos movemos, esto según los ojos del perro. Normalmente cuando un perro nos salta encima le decimos ''no'' o ''bajate'' y eso está bien, pero lo hacemos con las manos en alto, hasta llegamos a poner nuestras manos por encima de nuestros hombros. Esto es un mensaje ambiguo para el perro ya que a él tus manos le están diciendo que siga saltando. Quiere conseguir esas manos porque son las que lo acarician o las que juegan y en ese momento de particular ansiedad el perro hace caso a tu lenguaje corporal en primer lugar. Ellos se basan en nuestro lenguaje corporal para entender un concepto o una orden, luego si ademas nuestro lenguaje hablado dice lo mismo que nuestro cuerpo entonces para el perro es mucho mas fácil entender lo que le estamos pidiendo.

Suelo hacer un par de pruebas sobre la importancia del lenguaje corporal en los perros que ya tienen unas cuantas clases de adiestramiento básico. Una vez que aprendieron la orden de permanecer en un lugar estando sentado, ''quedate'', me alejo unos 3 metros frente a ellos y me agacho poniéndome en cunclillas. El resultado es que 8 de cada 10 perros vienen hacia donde estoy, a pesar que no les dije otra palabra mas que ''quedate''. Esos perros sabían que mientras yo diga ''quedate'' y camine por ahí o me quede quieto, o pase por detrás de ellos, debían permanecer quietos donde los dejé. Pero evidentemente el ver como me agacho frente a ellos es una invitación a venir a mi. En parte, este ejercicio y otros tantos que suelo hacer muestran que en realidad el perro toma como base nuestro lenguaje corporal para entender una orden, luego los sonidos que emitimos refuerzan o no esa idea.

Donde pude entender aun mas estos conceptos es cuando pude trabajar con perros sordos. En ellos el lenguaje corporal nuestro lo es todo. Personalmente me resultó mas fácil hacerme entender con perros sordos ya que no hay manera de confundirlos, lo que ven es lo que es y punto. Mi tono de voz o las diferentes palabras no manchan el mensaje que envío con mi postura.

Hoy en día muchos científicos estudian la manera en la cual el perro entiende nuestros gestos faciales y nuestro lenguaje corporal. Y si, los perros entienden la diferencia entre cuando reímos y cuando estamos serios, entienden no solo la diferencia sino el mensaje en si. En estos estudios se probó que los perros distinguen los mini gestos de nuestra cara con una facilidad extraordinaria que quizás para la mayoría de humanos sería difícil de hacer en forma consciente.

Todo esto que vimos antes, está enfocado desde la perspectiva del perro, pero a nosotros que nos pasa cuando vemos al perro?. Y la respuesta es ''exactamente lo mismo''. La diferencia es que el perro es un maestro en lenguaje corporal y como maestro que es no te envía un doble mensaje para que te confundas. Si se le eriza el pelo del lomo ya sabes lo que es y siempre significa lo mismo. Si te rasca la puerta... ya sabes lo que quiere no?. Ellos van a lo puntual, a lo realmente efectivo del mensaje, a lo práctico. Si el perro va a salir a pasear y se pone como loco saltando y girando nunca lo vas a escuchar usando un tono de voz grave. Del mismo modo que nunca vas a escuchar a un perro gruñir con un tono de voz agudo. Al igual que en los humanos los tonos de voz indican lo que pasa por dentro de ese ser, por eso los ladridos de juego son agudos y los de guardia son graves, por eso tu risa es aguda y tu enojo tiene un tono de vos grave.

Es evidente que el principal problema que tenemos humanos y perros es una falla en la comunicación. El error casi siempre radica en el humano que envía un mensaje incorrecto o difícil de interpretar. Y ahora, volviendo al titulo de esta nota... te imaginas lo que te diría tu perro si es que pudiera hablar?. No te preocupes, a su manera ya lo hace, solamente tenes que aprender a observarlo.



 



Copyright © 2014adiestramiento canino selva logo logo - Todos los derechos reservados - Desarrollado por Pablo Capra - El logotipo de ''Adiestramiento Canino Selva'' y todo el texto incluido en esta web es propiedad del autor - Queda prohibida la copia y/o reproducción parcial o total de su contenido sin su consentimiento.

Sitemap